Juguetes Sexuales Para Masaje Prostatico Hombre

Hola ¿cómo están?, ¡Gracias por visitarnos en este espacio adonde conseguirás ese juguete tan deseado. Te traemos una gran selección de modelos de juguetes sexuales. Juguetes Sexuales Para Masaje Prostatico Hombre es el artículo que te presentamos y estamos seguros que te generará mucha adrenalina . Ahora mismo lo vas a encontrar en Amazon con envío sin cargo, si vienes pensando y estas interesado en informarte mucho más acerca de esta especial oferta sólo debes seguir leyendo.

 

 

 

Viajemos por un instante a la historia de los juguetes sexuales:

Este universo no es algo nuevo, se rumorea que Cleopatra mandó a hacer el primer dildo de la historia con abejas introducidas en un rollo de papiro. Si bien esto no está chequeado, la idea no es tan loca pues tiene mucha lógica.

Entre los años 1904 y 1910 comenzaron las publicaciones con las bondades de los vibradores para la salud. En realidad, no iban dirigidos para el uso íntimo, sino que se ofrecían como la cura a casi todas las patologías. Había anuncios que incitaban a creer que servían para curar cierto tipo de enfermedades y hasta se difundían libros guías que versaban sobre esto. Sin embargo, fue en 1915 que todo esto comienza a transformarse, porque la Asociación médica de la época informa a través de un comunicado señalando que los vibradores no curaban en realidad nada y que solo se trataba de un engaño comercial.

La por entonces exitosa industria del vibrador empezó a entrar en crisis y esto se convirtió en una gran oportunidad. Dicha industria había crecido durante varios años y se habían creado cientos de aparatos. Pero ahora al no ser compradas ni garantizadas por la medicina tuvieron la idea de dejar de enfocar el producto como de “uso médico” y lo enfocaron en sus avisos publicitarios para atraer a los consumidores, directamente. A partir de ese momento los avisos se fueron volviendo sutilmente sexuales. Sabemos que ya se vendían masivamente para este uso,  vibradores, a partir de los años 50.

 

 

 

 

¿Que te ha parecido?